Poemas de Eduardo Magoo Nico

Por Eduardo Magoo Nico

Historia de una evoluciòn.jpg

 

Une femme est une femme

Hoy la sirenita

Amor de la ballena por los náufragos

Animal de piel fría, y sangre caliente

Sobre una roca en la rompiente

Repasa su pasión terrestre…

Hay una infamia en lo que ella trae

Parte y enluta

Una blancura excesiva y transparente

Ofelia de cuya mano se abrió el ramo

En el agua lenta del estanque

Queriendo decir sólo lo propio

Perdimos la palabra en esa tierra de ninguno

(El lugar de nuestro encuentro)

Leves los toques que sentimos en la espalda

(Casi imperceptibles empujones)

Yo que ya no sé

Cómo el cuerpo de una mujer

Podría ser acariciado

De sus tetas blandas me prendí

Como un parásito insaciable

Ahora vuelven a mí las palabras

Que en vos hubiese aborrecido

Foca parlante…

Viscosidades, equívocos, espasmos

Seda, anemia, corales

Pulpos, ansiedad, sonambulismo

Orcas, biso

Hipocampo, erizo…

Loloch loloch (amorcito)

Lola pirà, piramboiita, cururù…

¡Siestas de sol!

¡Sì! ¡Siestita!

Y ese tu: "huele a sobaco de lobo"

Dicho con un mohín tramposo

 

Uno viene como dormido

Cuando vuelve al tranco, del desierto

Basta el declinar de un parpadeo

Para que unos hilos invisibles me envuelvan

En la dulce cautividad

De quien por bien poco se rinde…

Dos pálidas camelias o un rubicundo eucalipto

Son suficientes

Para verme lanzado, nuevamente

Sobre el delirio del mar

 

3.JPG

Toda juventud que ríe...

La Lepido-Sirena-Paradoxa

(En mi pesadilla)

Me comía lentamente por el culo

¿Su audacia?

Introducir todo el rimero en la ranura

Fina/Rosada

¿Estrecha?

Toda la remembranza

Todo el imaginario de uno

En el fruncir del otro

(La cabeza como una antorcha en llamas)

Y junto a la aborrecible enfermedad del abrazo

(Encendido)

La arcada

Como una flecha lanzada contra Bora y Marea

Los hombres y mujeres de mi generación

Que habiéndose ya batido

Aún están dispuestos

En este virtual "último asalto"

A talar de un tajo el arto necrosado

A poner el cuerpo vivo

En el adorno

Y con las banderas de Alceo

Bagual/Calelián/Catriel/Calfucurá

Calfiao/Pincén

Molfinqueupú

Nauculeo/Namuncurà

Epumer y Baigorrita...

En en el frenesí del trazo

Cortar la tarde

Armar la bronca

Morir-matando

Hay una crispación de nervios

Que anticipa todo tiempo venturoso

Veo la luz de tu voz

Tensa como la cuerda de un arco

"Ebria de ausencia, la vida es vasta...

Agua que parpadea"

Su tensar se acentúa

Con el temblor de los cobardes…

(De la "ira de los elementos"

Tal vez debería hablarte)

Pero debo aún arrastrar el cadáver

De quien me ha venido arrastrando

Hasta el borde mismo de este embudo

Que no se abisma

(Del agujero en ciernes)

De esta preciosa Mira

Que no quiere, todavía, abrir sus ojos...

¿Un animal forzado a seguir amando?

¿A vivir para la muerte?

Contento de verme envejecido

Envejecer este poco más aún...

Hasta casi no poder arrastrarlo

(La Lepido Sirena sigue haciendo lentamente su trabajo)

Saturado de alabanzas y podrido en formas

Me maravillo:

Sea ya por su naturaleza / Haya sido por el huerto

(Por el orto, por el muerto)

¡Toda juventud que ríe es invencible!

 

Eduardo Alberto Nico nació un 22 de marzo de 1956 en Lomas de Zamora, Provincia de Buenos Aires, Argentina, en la casa que era de su madre (antes del remate). Vive y trabaja en Trieste (Italia) en el ámbito de la psiquiatria democrática “de escuela basagliana” (Franco Basaglia realiza y promueve desde Trieste una profunda reforma del sistema de salud mental italiano, logrando a través de la ley 180, la abolición del manicomio y la restitución de los derechos civiles a los “locos”). Los años juveniles, pasados en Argentina, lo ven formarse en el compromiso político contra la dictadura militar y en la actividad cinematográfica. Sucesivamente, pasa a la expresión poética y a la fotografía.
Publicó en Argentina un libro de poemas, “La Polaca” (edic. Cronopio Azul, 1995), y el relato “Resurrecciòn”, en el diario Perfil, de Buenos Aires (6/1/2008), el libro de poemas “Puros por Cruza” (Editorial El fin de la noche) en 2011, y se encuentra en proceso de ediciòn en Italia “Servidumbres” su tercer libro de poesía. Ha realizado lecturas con buen suceso de público en Buenos Aires junto al grupo “Verbonautas”. Edita desde el 2005 su propio blog literario en la Web, “Se escribe: Magoo” (http://magoolefou.blogspot.com/).
En Italia ha publicado la fotonovela “Escuela de Sirenas” en el suplemento semanal de el diario “Il Manifesto” (Alias-9.02.2002).

Numero actual

Portada BM 1 (3).jpg